Archivo de la etiqueta: Entonces y después

ESCRIBIENDO DE LARACHE 2

Aquí os dejo una segunda entrega con la imagen de varios libros con Larache de protagonista que pueblan mi biblioteca. Junto a mi novela Una sirena se ahogó en Larache, tenéis títulos y autores como Larache a través de  los textos, de María Dolores López Enamorado; Te devuelvo la memoria, de Cristina Martínez Martín; Entonces y después, de Alicia González Díaz; Locura, de Mohamed Albaki; Ciegas esperanzas, de Alejandro Gándara; Aixa, el cielo de Pandora, de Mohamed Bouissef Rekab y El eco de la huida, de Hassan Tribak.

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , ,

IN MEMORIAM DE PEDRO FÉLIX, por su hermana ALICIA GONZÁLEZ DÍAZ

Alicia González Díaz, a quien conocía por su novela <Entonces y después> (Sociedad de Nuevos Autores – Madrid, 2004) que en su primera parte se ambienta en Larache, me ha remitido un precioso homenaje a su hermano recientemente fallecido. Como creo que tanto el correo que me envió como el texto <In memoriam> merecen la pena ser leídos, me permito reproducir lo que Alicia me ha hecho llegar. Su texto en recuerdo de Pedro Félix es de una gran delicadeza, y rezuma ternura en cada palabra.

Sergio Bace, diciembre 2012

entonces y despuésEstimado paisano: Unos amigos me recomendaron que entrara en tu blog, y así lo hice. Me ha encantado porque a través de su lectura he ido descubriendo que nada, ni las personas ni las cosas, pasamos definitivamente. Algo queda vibrando en el tiempo. No transcurre la vida sin dejar una huella y una enseñanza. Por eso no nos es permisible renunciar a figuras y cosas que pasaron por nuestras vidas, sin que ello signifique renunciar a toda nuestra vida. Llega incluso un momento en el que sabemos que vivimos porque recordamos, aunque las cosas próximas y lejanas se mezclen y se fundan en la misma perspectiva como sucede con los colores y las líneas de un cuadro.

Nací en Larache donde viví hasta los dieciséis años. En octubre de 1958, mi familia y yo nos trasladamos a Granada, bonita ciudad en la que resido desde entonces, por lo que me considero granadina de adopción, pero siempre he tenido el empeño de inculcar a los míos ese germen de nostalgia hacia aquel rincón de Marruecos que guardo como una reliquia en mi corazón y que me inspiró mi libro ENTONCES Y DESPUÉS, publicado en  2004.

Gracias Sergio por tu blog cuya lectura me ha hecho soñar con épocas pretéritas evocadoras de la infancia y de la adolescencia.

Un cordial saludo,

Alicia González Díaz.

Alicia González, en la Residencia de Oficiales de Larache, en la boda de su profesora Demetria con el capitán Andrade

Alicia González, en la Residencia de Oficiales de Larache, en la boda de su profesora Demetria con el capitán Andrade

Mi hermano pequeño Pedro Félix, como yo, nació en Larache y estudió la enseñanza primaria en el Patronato Militar como alumno de la entrañable señorita Carmina.  Se doctoró en física y química y era miembro del CSIC. Conocido del doctor Edery Benchluch, falleció recientemente en Madrid.

IN MEMORIAM

A  lo largo de la vida, observando el comportamiento del hombre, he aprendido a definir las dos castas en que nos agrupamos los seres humanos: los que advienen del verbo trinar y los que, incapaces del melodioso cantar, heredan su existencia del aullido penetrante del lobo. En angustiosas horas de soledad y dolor el canto fino y armonioso del ruiseñor es motivo emocional que llena el alma de cantos inefables y de exacta compañía por lo que su existencia la sentimos como una merced y damos gracias a Dios por el sólo hecho de haberla permitido. Sigue leyendo

Etiquetado , , , ,