Archivo de la etiqueta: Jaquetía

A LOS HAKITOS DE MARRUECOS – LA HAKETÍA, POR ALICIA SISSO

Alicia Sisso Raz, cuya familia materna es de Tetuán, pero originaria de Larache y Alcazarquivir, me ha enviado un maravilloso texto sobre la haketía que, en algunos pasajes, rezuma emoción y nostalgia por esa forma de hablar tan propia de los hebreos de Marruecos, y que escuchábamos en las calles de Larache. Me gusta cuando la define como «nuestra lengua de cariño». Realmente los que no somos hebreos, la recordamos como una forma de hablar divertida y cariñosa, es verdad.

He titulado esta entrada al blog «A los hakitos de Marruecos» porque creo que, en el fondo, este texto de Alicia es eso, un hermoso homenaje a los «hakitos» de Marruecos. Y Alicia me ha pedido que haga mención a la fuente de la que extrae este artículo, y que puede ser muy interesante para los que tengan interés en indagar algo más en la haketía, así que la facilito:  www.vocesdehaketia.com

Sergio Barce, junio 2013

Alicia Sisso Raz

Alicia Sisso Raz

«La haketía»

  por Alicia Sisso Raz

(reglas de pronunciación y de transcripción están en la fondina del articuló)

             ¿Za‛ama (como sí) no lo sabemos ya que la haketía (también hakitía, haquetía, haquitía, o Jaquetía) es el vernaculó ĵudeoespañol de los sefardíes prencipalmente del norte de Marruecos (variantes de la haketía se hadreaban (hablaban) tamién (también) en Orán, Fez, Mequinez, Debdu, Mogador, Wazán y en más lugares en Marruecos)? Ma, (pero) me da por (exp.) ‛awdear (repetir) el empesiĵo (inicio) de muestra lengua hablada (el Ladino fe muestra lengua literaria), paque (de: para que) todo el ‛olam (mundo) se fetnee (dé cuenta) de mozotros. Como se sabe, la fondina (base) de la haketía es prencipalmente el castellano medieval jalteado (mezclado) con palabras de más manaderos (fuentes) lingüisticòs. ¿Cómo llegó a ser esta jarabuĵina (mezcla) haketiesca endiamantada (maravillosa), que mos parecía español, sin saber que estamos trocando (cambiando) palabras entre las dos, y sin saber cual son cual…? Esto lo digoy yo, pamorde (por causa de) que denantes (antes), yo jammeaba (pensaba) que estoy hablando, ni más ni menos, un español espeĵeado (brillante) y puro como en España! A mi wueno (bueno; exp.), con que shinfor (aires de superioridad) y grandezzas (orgullo) sareaba (caminaba) yo las caleĵas de mi vezindario! ¿Y za‛ama yo namás? Ansí se haga el mazzal (suerte; exp.) cuantos de mozotros jammeaban igual como mí! Todos muestros amigos dizen que esso es lo que pasaba tamién en sus cazzas (casas) de ellos. Agüera (ahora) ya sepoy (sé) la verdad amarga fiel (hiel; exp.), es dizir que yo habloy un jalteo! Y pamorde esto, endelante (de ahora a delante) ḥaddeoy (cuido) muncho mi meollera (cabeza) cuando escriboy (escribo), y ḥaddeoy mi boca cuando la abroy…

≈≈≈≈≈≈≈≈≈≈≈≈

memoria_jud_a

            La mayoría de los ĵudiós espulsados de su España querida en 1492, afincaron (establecieron) sus pozzadas (asentamientos, domicilios) alderredor (alrededor) del Mediterráneo y en los Balcanes. Los que se fuyeron al norte de Africá, se afincaron ĝeneralmente en Marruecos y en Argelia. Sigue leyendo

Etiquetado , , , , ,

LARACHE en Jaquetía – PURIM EN LARACHE por la escritora larachense SARA FERERES DE MORYOUSSEF

No me puedo resistir a colgar este relato en haquetía de Sara Fereres. La verdad es que sus relatos nos dan mucho juego, y éste, además, es riquísimo en expresiones y giros linguísticos de ese dialecto curioso e irrepetible. Y, además, hay un aire de remembranza de Larache que atrapa en seguida. Este relato sobre la fiesta hebrea del Purim en Larache forma parte de su libro <Larache, crónica nostálgica> al que he hecho mención varias veces. Seguro que no dejáis de sonréir mientras leéis.

Sergio Barce, octubre 2012

¡Todo…en el Purim, era endiamantado! ¡Se haga lo wueno…! Esa meeeza…rebentando de todo lo más mejor y lo más luzzido. Primero, en el medio de ella, el jarrón con flores no podía faltar. El mantel, el más fino del achuar de mi madre….En el derredor….sinías y sinías llenas hatta rebosar de lo mejor que se hazzía en cazza… ¡Qué de wueno… y a Babá…! Se haga el mazzal…

¡¡Y lo que se jadmeaba de ello…!! Esa cozzina yena de gente. Las moras…iwa- iwa mondando amuezes, jodra, alvellanas americanas, asseando lo que caía, fregando ollas, limpiando todo, las caras dellas, hamoreteadas y los chorros de sudor cayendo por mor de la hameína de las ornías y los annafes llenos de brazzas. Esas pailas de cobre… ¡arrelumbrando como el oro…! Todas llenas… Ya, la del cabello de ángel, ya, la del letuario de calabassa…yyy la de las berenjjenitas… yyy la del durse de azzahar con almendras blanqueadas… En fín, de un mes denantes de Purim, ya estaban haziendo y guardando. Mi abuela y mi madre, las descansadas, no paraban un minuto, ya aquí, ya ahí, mirando y cuidando que todo fuera como y como. Teníamos a Messodita Paipero, que ayudaba tambien en la cozzina, solo maajjando y maajjando assucar de pilón de Cazablanca, pa`que no faltara. Ese almehrés, no paraba de llenarse y de vaziarse.

Se hazían, Alhaluas de linazza, de ajjonjolí, de almendras, de alvellanas americanas… ¡De todo… de todo! Faltaban manos para las Fijjuelas…  ¡Endiamantadas…! Finiiitas… pero llenas de chubbajas, como debe ser.  ¡Y esa Piñonata…! ¡Y esos Makhrotes…! ¡Y esos Frojjaldes y los Cuilejjs…! Como rozzas, ansina eran.  ¡Tamíen hazzían los marronchinos y los masapanes… Era la espesialidad de mi cazza…! ¡Que boniiitos…! Parecían de tienda.

¿Y las ‘adas…? ¿Vosotros teniaís ‘adas? La verdad… en mi cazza no teníamos munchas, pero el caldo de letrea, para la Seudá de Purim, no podía faltar…! ¡Cuantimás la ‘ada de la gaína arrellenada de esa noche…!

M’ acordoy del plato arremontado, rellenado de bienmesabe de almendras… Era el rey de la mezza del día de Purím. El golor con que se llenaba la cazza… ¡del azahar de las rosquitas de huevo fritas y en almíbar…! ¡Levaban el alma! ¡Y esos almendrados! ¡No había mezza que no los tuviera…! ¡Y los mantecados, hechos con la mejjor azzuda…! ¡Que alegría! ¡Que alegría…!

Otra ‘ada teníamos, que era la del juego la noche de Purim. Los grandes, apartados de la mezza de los chicos… jugaban cartas… Ya fuera el siete y medio… ya fuera el Poker, si todos los que se arrejuntaban en mi cazza sabían, ya era a la ronda… Lo que fuera… la cozza era jugar toda la noche. Nozotros los chicos, nos embebecíamos con el Loto. Las apuestas las hazíamos de a perra gorda au de a perra chica… ya fuera llenando todo el cartón, ya fuera llenando la lineá. ¿Y qué era lo más bonito? Lo más bonito era cuando cantaban los numerós. Cada uno con su nombre: El de la ‘ainará, que era el 5… el catuerse, que era el 14 y al 15 le dezían… la niña bonita. Al 22 le llamaban los dos patitos y la edad del mamzer era el 33. Ansí, pasábamos la noche jugando y riendo… perdiendo y ganando. ¡Como nos quedábamos con el alma en la palma, esperando oyer el numeró último que mos faltaba pa’ ganar…! ¡Y como mos alegrábamos cuando ganábamos…! ¿Y todo era qué? Cuatro gordas que mos paresían una fortuna… ¡La inosensia de los críos de mi tiempo! Y de mientras se jugaba, esa mezza en el medio de ella, llena de hajjas y hajjitas, para pasar la flaqueza y también pa volar el sueño y poder quedarnos en vela toda la noche de Purim… La amarga de la mora… ya iba, ya venía traendo tippades y tippades de té con hierbabuena, o shiva y levando los vazzos vazzíos de los que se iban a echarsen.

Al día siguiente, al muddén, ya todo estaba listo para abrir las puertas de la cazza, que se quedaban de par en par hatta el anocheser. ¡Y empesaba ese desfile de los pobres del pueblo! Mozotros los niñitos, esperando en la puerta para repartir las perras gordas a los críos o las pesetas a los grandes. Entre venida y venida de los pidiones, llegaban las vizitas de la cazza, los amigos, los vezinos, la familia. Enfin, ese día era ansina. También mis primos venían para jugar y para ayudarnos a repartir a los pobres. Porque eso de dar, lo hazíamos los chiquitos.

Y de mientras mos vizitaban… nuestro moro Abd-El-Kamel, levaba y traía sinías llenas de todo para gostar. Levaba de lo nuestro a la familia y a los amigos y ellos devolvían la sínia llena de lo de ellos. Esa era la ‘ada. ¡A má podía ser de otra manera…! ¡Wueeeeno si no se cumplía con todos…! ¡A´ ajjeb…!

En Purim, teníamos la costumbre nuestra de Larache, que era la salida de las al-‘azbas, con una bolsita de tefel-limes, de veludo, bordada con hilos de oro (como las mappot de los Sefarim). Muy bien hhadleada, con un cordón para colgarla del braso y que mos servía para meter los chavos, que ibamos a pedir, en las cazzas de los pudientes del pueblo. Mos vestíamos de lo mejor y cogidas de braseta, íbamos de dos en dos, a las cazzas que mos pertenesían. Eso era, lo que habían sacado, la Sociedad de Damas Israelitas de Larache, para apañar chavos, para ayudar a los nesesitados, cuando llegara Pesah. ¡Muncho que se apañaba! Se compraba sapatos y ropita para los críos y las tortas y el vino para pascuar. Todo ello muy bien distribuido… ¡Se haga el mazzal por esas señoras…! Mientras mozotras ibamos a las cazzas, donde mos resibían de lo mejor, mos pasaban a la mezza para gostar de todo y endulsar la boca, los hombres y los niños, se iban a la snoga para leer la Meguil- la d’ Ester… ¡la verdad, todo era muy bonito, muy bonito!

De <Larache, crónica nostálgica> de Sara Fereres

Sara Fereres en la Berberisca de su nieta Shari

Etiquetado , , , , , ,

VERSOS DE AGUA, libro de poemas de la escritora larachense MERCEDES DEMBO

Acaba de publicarse el libro de la escritora larachense Mercedes Dembo Barcessat titulado VERSOS DE AGUA, que podéis adquirir a través de Amazon.

 

Os recomiendo también entrar en el siguiente enlace, donde podréis escuchar 4 poemas de Mercedes escritos y recitados en jaquetía.

 http://youtu.be/bO6DlY8jBHU

MERCEDES DEMBO

Como aperitivo de su libro de poemas,

que es una antología de su poesía en cuatro idiomas,

aquí tenéis el poema que da título a su libro:

=======

VERSOS DE AGUA

=======

Versos de agua de diamante brotan de tus lagos

rompen la roca

fluyen como innuendos rizados,

…caen como lluvia.

La voz del silencio se hace melodía,

se escurre en mis poros;

son sueños de luna,

….gotean textos húmedos

Por la retina desaparezco;

veo tu rostro entre masa de gelatina,

se yergue como una estampa que estalla.

Etiquetado , , , , ,

HAKETÍA – El mazzal, por ALICIA SISSO

A través de Mercedes Dembo supe de la existencia de Alicia Sisso y de sus estudios sobre el Haketía. Le he pedido un pequeño artículo suyo sobre el “mazzal” que, seguramente, os resultará interesante. Además de instructivo, te dibuja una sonrisa en los labios, porque el Haketía tiene esa fascinación especial para los que lo escuchábamos en la infancia o en la juventud. Y sobre todo para quienes lo practicaban. Es otro granito para preservar este pequeño tesoro lingüístico tan entroncado a Larache.

Me he permitido añadir la página de Alicia Sisso como enlace a mi blog, de forma que los amantes y curiosos del Haketía tendréis la oportunidad de tener más información a través de la misma.

Sergio Barce, agosto 2012

La familia materna de ALICIA SISSO era de Tetuán, originalmente de Larache y Alcazarquivir, y la paterna de Fez. Alicia creció en Israel, y actualmente vive en Nueva York. Es licencia en Filosofía y posee un Master en Historia del Arte por la Universidad de Nueva York.

ALICIA SISSO

El MAZZAL

Primero la pronunciación:

ĵ= se pronuncia como «j» francesa–(jeudi)

ḥ =  «ח»  hebrea (parecida a la «j» española)

z-  como «z» francesa (zéro). zz — pronunciación acentuada

sh – como la “ch” francesa (chemise).  ssh — pronunciación acentuada .

Significados de “mazzal”:

Ya se sabe porque el «Mazzal» (suerte, destino, fortuna) ocupa un luar (lugar)  importante en la cultura ĵudía.  Muestra historia larga y adoloriada   de negraduras (maldades, sufrimientos), persecuciones, saqueos, masacres y espulsiones sin qadear (fin) desplica porque muestras hadrás (conversaciones), bendiciones, baldiciones (maldiciones),  espresiones y refranes están rossheados (salpicados) con la palabra  «mazzal».   Halaquí unitos namás; de ellos con un sentido uenezito (bueno, agradable) y de ellos al arrves (al revés), no haya mal. 

Poner toda la lista no se cuede; ua muy LAAARGAAA es!:

Adóle el mazzal…= expresión de queja.  Como quien dize:  ojalá, dónde está la suerte…

Ansí se haga el mazzal = bendición.  Se dize tamién para ilustrar un evento o una cozza (cosa)  agradable.

Cada cozza y su mazzal, ḥatta (hasta) el sefer en el ejal = cada uno y su destino, aun  el libro de la Ley de Moisés en la eznoga (sinagoga).

Como el negro mazzal = se dize para ilustrar algo horrible 

Dame un grano de mazzal y tírame en las fondinas del mar = Lo que es menester en la vida es buena suerte!

El mazzal de la fea, la hermozzá lo dessea = en esta espresión se lamentan las inĵustedadas (injusticias) de la vida…

Mazzal derecho = buena suerte –>  …endiamantado, …claro, …blanco, …luzzido, …ueno (y con qadesso más de  superlativos positivos)

Mazzal preto = mala suerte –> …caido, …quebrado, …kefseado (estropeado), …demudado, …enfoinado…  

Mazzal Tob = felicitación para dessear uena suerte (en Hebreo).  «Mazzal Tob» es tamién un nombre común de muĵer en la diasporá Sefardí.  «Mazzal Tob» es su forma de nantes, y «Fortuna» es su forma moderna (El trocamiento ocurrió también entre los Sefardíes del oriente).

Quien cambia de luar (lugar), cambia de mazzal.

Se le caiga el mazzal en las fondinas del mar = una maldición que ventila un poco las angustias y los sentimientos…

Se le caiga el mazzal y no se le arse (alce) = baldición pitoresca como la anterior… 

Te mires pa blanco mazzal = bendición que dize la madre de la novia a su hiĵa cuando qadeá (acaba) su baño ritual,  y se pone la camiza blanca.

Tener el mazzal de Ĵerinaldo = tener muy buena suerte.

Tener un mazzal derecho = tener buena suerte.

Uen mazzal = bendicion, exclamación: buena suerte!

Ansí se mos endurze (endulce) el mazzal a todos mozotros con días enflorecidos!

 Alicia Sisso Raz

 

Etiquetado , , , , ,

JAQUETÍA – LARACHE vista por… MERCEDES DEMBO

Desde la ventana: Mercado Central de Larache (Foto de Javi Lobo)

De Mercedes Dembo colgué el primer relato relacionado con la jaquetía o haketía que entraba en este blog, con su simpático cuento EL DON JUAN DE LA CALEJA CHINGUITI.

Balcón Atlántico – Foto de Javi Lobo

Hoy traigo un poema precioso escrito también por Mercedes, utilizando ese jaquetía que tanto nos gusta leer y escuchar. Además de giros y expresiones que nos hacen sonreír, porque son graciosos y entrañables y porque nos recuerdan a las voces que escuchábamos en la niñez o en el pasado, además de eso, como digo, es un delicioso homenaje a su pueblo, a nuestro pueblo, y el título no puede ser más significativo: LARASHE L´EZZIZA, es decir, LARACHE, QUERIDA. Otro dulce para que lo saboreéis.

 Sergio Barce, junio 2012

  LARASHE L’EZZIZA

Cunando me aleshi de ti mi Larashe,

no jammei que no te volvería a ver.

Larashe de mi niñez de mi mancevez,

mis mejjores años pase contigo.

 

La vida me levo tan leshos de ti, a una resiya estraña,

tierras mares tantas leguas me separan de ti,

pero siempre te levo bien dentro de mi corassón,

mi hermozza, mi Larashe l’ejbiba.

 

Soño con tus blancas cazas, con tus playas risueñas,

¿quien lalea por tu arena?

en ella deshi mis huellas.

¿Quien atraviese el río en la barca?

todavia oigo nuestras rizas,

cunando nadabamos hacia los vapores Portugueses

que venían a peshcar los boquerones.

 

Loz marineros moz ofrecían

vino tinto y boquerones fritos,

que uen tiempo pasabamos,

me sacreaba enseguida

ellos se areían de mi.

 

Tu balcón shalea en el sol,

no hay joya máz endiamantada más fermozza

en todo l’atlantico.

Mizmo tus leones siguen impasibles,

taleando fielmente

sobre el mentado Jardín de las Esperides.

 

Un abel’ha de sicretos guarda esejardín,

de amores enjubilados,

de aventuras prohibidas,

de lágrimas vertidas.

 

Larashe l’eziza anque stoy tan aleshada

sempre m’acodro de ti,

en mi alma te tengo scondida,

tantas membranzas alegres me deshates,

no quero morir sin verte otra vez.

 Mercedes Dembo Barcessat

Mercedes Dembo

glosario:

ezziza, ejbiba- (del arabe) querida

aleshi- aleje

jammei-pense

levo-llevo

ressiyyá – sitio lejano, desierto (del Hebreo: Eres siyyá = desierto

lalea-ir de un lado a otro

sacreaba-emborachaba (del hebro/arabe)

fermozza-hermosa

enjubilados-alegres

talear-mirar por

acodro-acuerdo

membranzas-recuerdos

Cuando el Cine Ideal aún seguía en pie – foto de Javi Lobo

Los sonidos específicos de la haquetía, diferente del castellano son:

g -como la “غ” árabe, o «r» uvular fricativa en francés (rue).

h – como «ח» hebrea o “ح” árabe (חכם). El sonido es parecido a la «jota» castellana, pero el aire pasa a través de la  parte profunda de la laringe.

j como «j» francesa (jardín).

l.l – “l” geminada, acentuada, como en español “al lado”.

sh – como la “ch” francesa (chemise) como «ע» hebrea o “ع” árabe (עולם– ‛olam; za‛ama) laríngea sonora.

z – como «z» francesa (zéro).

zz, ss, dd, etc. letras dobles indican una pronunciación acentuada.

 Alicia Sisso Raz, Nueva York, Septiembre, 14, 2010

Etiquetado , , , , , ,